<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Siempre con José Gregorio en la esquina de Amadores

Desde hace más de 15 años se ha encargado de pintar un mural del llamado "médico de los pobres" en La Pastora, muy cerca de donde perdió la vida. Mervin Mármol está convencido de que fue sanado por José Gregorio y celebra su beatificación que se formalizará este 30 de abril

Siempre con José Gregorio en la esquina de Amadores

Mervin Mármol -caraqueño, 68 años de edad, docente y artista plástico-, desde hace 15 años se ha dedicado a pintar el mural del doctor José Gregorio Hernández en la esquina de Amadores, en la parroquia La Pastora, de Caracas: allí mismo donde fue atropellado y falleció. Dice que le agradece al “médico de los pobres” haberle curado sus males de salud.

“Yo tenía cinco años, sufría de varias enfermedades, entre ellas el asma que siempre me mantenía decaído y una dolencia en la vista que ocasionaba que mis ojos estuvieran siempre irritados. Mi mamá era muy creyente del doctor José Gregorio Hernández y le pedía siempre por mi salud”, cuenta su historia Mármol.

“Recuerdo que yo me encontraba en mi cuarto, y de repente allí estaba junto a mí el doctor José Gregorio Hernández, vestido con su flux negro, bien elegante, con su sombrero. En la mano llevaba el maletín, el mismo que usaba cuando visitaba a los enfermos de La Pastora. Él sabía de mis dolencias y después de ese encuentro desaparecieron mis males de salud”.

(Fotos: Daniel Hernández)

Como la mayoría de los venezolanos, se siente orgulloso de que el próximo 30 de abril se lleve a cabo la beatificación del médico criollo, al cual se le atribuyen una gran cantidad de milagros.

“En su honor, desde hace 15 años, en este espacio de la esquina de Amadores, a pocos metros de donde fue atropellado, he pintado este mural, el cual ha tenido varios fondos, como por ejemplo cerro El Ávila o este azul con blanco que hace recordar el cielo. Pero siempre lo he mantenido vestido con su flux, igual como se me presentó en mi niñez”, dice Mármol.

También dice que desde niño tuvo una gran inquietud por conocer la vida del milagroso médico y que ya de adulto siente una gran admiración por todo lo que fue la vida del nuevo beato criollo.

“El doctor José Gregorio Hernández es el ejemplo del hombre humilde, culto, humanista, solidario, que ya por esas cualidades se tiene ganado su puesto en los altares, pues desde hace años en Venezuela ya es considerado un santo”.

Cuando ya faltan pocos días para que se lleve a cabo el acto de la beatificación del Siervo de Dios, Mervin Mármol le hace unos retoques al mural, para que el 30 de abril luzca impecable, a la altura de la ocasión.

“Le voy a colocar los botones al flux y voy a retocar la pintura. Este espacio se ha convertido en un santuario, la gente viene a orar, a pedir milagros, a poner flores”, celebra Mármol: “La mayor solicitud que realizan en estos últimos tiempos es que libere a Venezuela del covid-19. Son muchas las personas que vienen aquí a pedir la sanación propia, de un familiar o un amigo contagiado por el virus chino”.

José Gregorio

Dice que en varias ocasiones ha realizado exposiciones con algunas de las pinturas y retratos de José Gregorio Hernández que guarda en su casa como su tesoro más valioso.

“He hecho la propuesta a varias autoridades de pintar otros murales en distintas partes de Caracas, para cuyo trabajo pido la donación de las pinturas, que son muy costosas. Pero lamentablemente, no he tenido respuesta. Sin embargo, seguiré insistiendo”.

Mirna Segovia es vecina de La Pastora y muy devota del doctor José Gregorio Hernández: “En mi cartera siempre llevo una estampita de mi doctor milagroso, cada vez que paso por la esquina de Amadores hago una parada obligatoria para pedir por mi salud, por mi familia y por todo el pueblo venezolano”.

En esta misma parroquia, pero entre las esquina de Desbarrancados a San Andrés, distintos organismos llevan a cabo la restauración de la casa donde vivió José Gregorio Hernández, la cual se encontraba abandonada.

La beatificación del médico venezolano se llevará a cabo este próximo 30 de abril, en las instalaciones del Colegio La Salle de Caracas.