<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Valbuena considera que Juan Pablo Guanipa tuvo &quot;presiones&quot; para decir no a la ANC

La gobernadora encargada del estado Zulia, Magdely Valbuena, considera que a Juan Pablo Guanipa, quien ganó en las elecciones regionales el pasado 15 de octubre en la entidad, "no le debe resultar nada fácil desobedecer a sus financistas extranjeros" y a su juicio, "las presiones" jugaron un papel esencial en su declinación de asistir a subordinarse ante la Asamblea Nacional Constituyente (ANC). De igual forma, descartó que exista un proceso "separatista" de la región.

Valbuena considera que Juan Pablo Guanipa tuvo &quot;presiones&quot; para decir no a la ANC

Según su opinión, en 2017 los partidos Voluntad Popular y Primero Justicia -supuestamente aliados en esta oportunidad a diferencia de 2014-  habían recibido financiamiento para las protestas antigubernamentales en la entidad «y al ver a los gobernadores de Acción Democrática juramentarse, las presiones ahí estarían jugando un papel primordial»-
Recordó que la ANC  había reiterado en varias ocasiones la invitación de ir a juramentarse, por lo que dijo que la responsabilidad de que se haya declarado una «falta absoluta» en Zulia era responsabilidad del mismo Guanipa, por lo que se tomó una «decisión necesaria, basada en el apego a la Constitución».
En torno a las supuestas críticas del líder opositor sobre Valbuena, de quien habría dicho que era una »desconocida», la gobernadora encargada considera que esa respuesta se debe a una persona que «se siente consternada con todo lo que sucedió» y agregó que a través del debate político, en vez de la descalificación, se pueden lograr más cosas en pro de Venezuela.
Al ser preguntada si la oposición volvería a ganar en los comicios para elegir gobernador en Zulia, aseguró que tras la destitución de Juan Pablo Guanipa ha creado un nivel de «escepticismo» y «frustración» de aquellos que lo apoyaron, tanto en su propio partido -Primero Justicia- como de toldas aliadas «después de haber ganado una gobernación, que es una de las más importantes del país».
Lamentó que el dirigente aurinegro «no haya escuchado el planteamiento que el pueblo le exigía» y que «no supo interpretar» lo que le estaban indicando.
Sin embargo, exhortó a los seguidores del oficialismo «a no bajar la guardia» y afirmó que hay una militancia que está convencida de «preservar los espacios».
Admitió que existen «obstáculos a vencer», pero que gracias a las políticas del Gobierno central, podrán asumir los compromisos y dar continuidad a los proyectos que el hoy ex gobernador, Francisco Arias Cárdenas, impulsó como la seguridad, la vivienda y la vialidad, «aunque en 35 días que estaremos en el poder no podamos hacer todo», puntualizó.]]>