Newsletter

Recibe nuestro Newsletter con lo mejor de El Estímulo en tu inbox a primera hora cada día.

SÍGUENOS

La diferencia entre un café moca y uno marocchino

  • Gallery image

En la redacción de Bienmesabe hemos notado que las cafeterías están sirviendo un “café moca” con cacao en polvo que, en principio, es la base para otro tipo de café llamado marocchino. A continuación les contaremos un poco sobre estas dos preparaciones
Un café moca es una variante del café con leche de origen estadounidense. Suele llevar un tercio de expreso y dos tercios de leche, pero se añade una parte de chocolate, normalmente en forma de jarabe de chocolate, aunque algunos baristas usan chocolate en polvo instantáneo. Los mocas contienen chocolate negro o con leche.

Como el capuchino, el moca tiene la famosa espuma de leche encima y suele espolvorearse con canela o cacao.

Una variante es el café moca blanco, hecho con chocolate blanco en lugar de negro o con leche. Existen también variantes en las que se mezclan los dos jarabes, mezcla que se conoce con distintos nombres y que incluye “moca blanco y negro”, “moca moreno” y “cebra”, en otras partes del mundo.

En cambio, el marocchino se hace colocando un trocito de chocolate negro o de leche en una taza, luego se le vierte el expreso sobre el chocolate para derretirlo, se le agrega cacao en polvo y se le añade un poco de espuma de leche. Se puede decorar con más cacao en polvo y azúcar morena o incluso un par de granos de café.

La leyenda dice que el café marocchino surge por primera vez en Turín, una de las capitales del chocolate junto con Perugia. Nace como una evolución del “bicerìn de Cavour”, una bebida a base de café, chocolate caliente, leche, nata y cacao.

Cabe suponer que el nombre marocchino está relacionado con Marruecos, pero no es así. En los años 30 las mujeres solían llevar una cinta de cuero para sujetar su cabello. Esta cinta era de color marrón suave, el mismo color que el marocchino y de ahí su origen.