<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Flavio Pedota: “Lo primero que hizo Roque Valero fue censurar Infección”

El cineasta venezolano asegura que el Centro Nacional Autónomo de Cinematografía ha puesto trabas para otorgar el certificado de obra nacional a su primer largometraje, un filme sobre una epidemia zombie en Venezuela

Flavio Pedota: “Lo primero que hizo Roque Valero fue censurar Infección”

Una epidemia afecta a Venezuela. El país empieza a minarse de zombies, mientras un hombre trata de entender lo que ocurre y enfrentar el problema.

Ese es el punto de partida de Infección, la película dirigida por Flavio Pedota, quien la presenta como la historia de un padre que trata de salvar a su hijo en medio del caos.

El realizador acaba de denunciar a través de las redes sociales que el Centro Nacional Autónomo de Cinematografía (CNAC) no ha otorgado la certificación como película venezolana para que se estrene en el país. “Escribo esta carta luego de casi 9 meses de lucha contra la institución gubernamental de Maduro que funciona como filtro de censura para las películas venezolanas, el CNAC”, escribió en la cuenta de Instagram del filme.

Infeccion 1

Pedota se encuentra en España, donde Infección forma parte de la sección Midnight X-treme del Festival de Cine de Sitges. El filme también fue elegido para participar en el Festival Internacional de Cine en Guadalajara.

Es el primer largometraje de Pedota, nacido en Maracay. El guión fue escrito por Pedota junto con Yeimar Cabral. En el elenco figuran Rubén Guevara, Leonidas Urbina, Magdiel González, Genna Chanelle Hayes y Luca De Lima. Es una coproducción entre Venezuela y México a través de Luz Creativa Producciones y Desenlace Films. Todavía no había fijada una fecha de estreno en Venezuela, pero el 18 de septiembre la cuenta en Instagram de @Mundodpelícula anunciaba que el largometraje estaba por llegar.

“A finales de 2015 fue el rodaje. Es un género que siempre había querido trabajar. La hicimos de manera independiente, en Cagua, donde vivían mis padres, así como en otros lugares de Aragua. Hubo una parte en Mérida. Todo sin apoyo del CNAC. Nunca quisimos pedirle financiamiento”, indica el director, quien detalla que el proceso para obtener el certificado comenzó durante la gestión de Aracelis García como presidenta del organismo y continuó con Roque Valero, quien fue nombrado en agosto como presidente de la institución.

Infeccion 2

-Entonces hablamos de una película que cuenta con otros tipo de recursos…

-Sí, de familiares, amigos y seguramente te habrás enterado que en 2017 hubo una campaña de Kickstarter, que es como un crowdfunding

-¿Cuál fue su intención al realizar un largometraje con este trasfondo de los zombies?

-Principalmente quería hacer una película emocionante, de un género que no habíamos visto en Venezuela y que toda la vida me ha fascinado. Quería que la gente se asustara. La película tiene una connotación de una Venezuela actual con sus problemas recientes. Basados en eso, creamos la ficción. Me molesta mucho cuando veo película de otros cineastas venezolanos que se autocensuran o no muestran las cosas como son. Cuando hay tanta mentira, decir la verdad es una liberación.

IMG_3935

-Hay quienes podrían interpretar un paralelismo entre la infección y la revolución

-No. Eso se presta a interpretación de cada persona. Es cierto que hay muchas alegorías con lo que sucede. Hay escenas en las que se ve el desabastecimiento en los mercados, porque Venezuela estaba así cuando yo vivía allá. La gente no puede dejar de asociar e interpretar la película con el tema político. Es una película de género hecha en un país con un tema fuerte sobre las libertades. ¿Cómo ignoras eso si soy venezolano y crecí allá? Es imposible ignorar esa realidad.

-¿Hasta que fecha vivió en Venezuela?

-Emigré en 2017.

-¿Qué está pasando actualmente con la película?

–Tenemos pautados varios estrenos en salas de cine de América Latina, entre esos Venezuela.  Teníamos contrato cerrado con Cines Unidos para exhibir en salas, pero el CNAC desde principios de año nos ha bombardeado con una cantidad exorbitante de exigencias de permisos innecesarios y fuera de la ley. Con la directiva anterior del CNAC nos habían dicho que todo estaba en orden y que solo faltaba que el ministro Ernesto Villegas viera la película para aprobar. Ahora bien todo ha sucedido en los últimos 9 meses, tiempo en el que hemos tratado de obtener el registro. Hemos agotado todas las instancias y concluimos que no quieren darlo. La película debe pasar por un proceso muy sencillo: que el director sea venezolano y que el guionista también. Pero empezaron a exigir cosas que no vienen al caso.

Infeccion1

-¿Cómo cuáles?

-Permisos de la Lopna, que teníamos porque hay actores menores de edad. Así como también permisos de instituciones del Estado. Le mostramos los que nos otorgaron alcaldías, el Instituto Nacional de Transporte Terrestre, la Policía Nacional Bolivariana, así como el que nos permitía filmar en las inmediaciones de una estación de gasolina de Pdvsa. Llegaron a decirnos que teníamos el permiso de la policía, pero que el documento no especificaba si podíamos usar el uniforme. Ya no responden los correos, en persona nos evaden. No nos queda otra que decir que lo primero que hizo Roque Valero durante su gestión fue censurar Infección. Ellos solicitaron ver la película tres veces. Primero el departamento de desarrollo, luego la vicepresidencia del CNAC y después todo el equipo del CNAC. Finalmente dijeron que el ministro Villegas tenía que verla y nunca lo hizo. Hubo el cambio de directiva. Nos dijeron que aprobarían el registro y no ha ocurrido.

-¿Cuáles son los funcionarios en cuestión?

-El primer en lavarse de las manos fue Francisco “Spike” Victoria (gerente de Desarrollo Cinematográfico). Alfredo Caldera  (gerente general de Gestión Estratégica) nos dijo que contáramos con ellos. Eso fue hace casi dos meses, pero nos mintió en la cara. Fueron a verla otros funcionarios del CNAC en las instalaciones de Cines Unidos. Incluso nos preguntaron si teníamos permiso de filmar en Venezuela, algo que no tiene sentido.

-¿Y se han referido a alguna escena que consideren inapropiada?

-Ellos no emiten ningún comentario sobre la película, sino sobre las instituciones del Estado que aparecen, como el logo de Pdvsa en una de las escenas. Dicen que Pdvsa tiene corroborar ese permiso. Lo mismo pasa con el permiso de la policía.  Pero ellos no hacen referencia a nada de película.

-Hace un rato aseguró que hay cineastas venezolanos que se autocensuran. ¿Por qué considera que usted no?

-Me estresa ver como hablan de una Venezuela con un presidente democrático o que ignoran todo lo relacionado con la política. Es como cuando hay una manifestación en la autopista Francisco Fajardo y en Venevisión transmiten una novela. ¿Cómo podemos hablar de una venezuela sin mencionar lo que está sucediendo? Claro, entiendo que hay películas en las que se habla de un drama y no es necesario mencionar ciertas cosas, pero se pierde la esencia venezolana. Infección ha sido seleccionada en 21 festivales. Todo el mundo observa Venezuela como es a pesar de una situación ficticia como esta epidemia que ocurre en la historia. Los artistas tienen sus decisiones y puedo entender que por miedo a persecuciones se limiten. A lo mejor si yo estuviera en Venezuela consideraría peligroso todo esto. Claro, todo esto es hipotético, porque nada de eso ha pasado. No me han amenazado. Simplemente nos ignoran. Convirtieron al CNAC en una institución de propaganda del Psuv, como ocurría con Lenín y Stalin con su aparato de propaganda.

Z

-Se podría decir también que busca la polémica a favor de su película

-Evaluaría las limitaciones mentales de esas personas. Pienso que todo el mundo tiene derecho a hablar de lo que sea, especialmente en el arte. Por ejemplo La forma del agua de Guillermo del Toro trató el tema del racismo. No tengo necesidad de buscar polémica. Infección se ha abierto camino por ser una película de género, no porque incomoda al gobierno venezolano. Nadie sabe eso.

-¿Qué haría si finalmente no puede estrenarse en Venezuela?

-He estado conversando sobre eso. La película ha crecido mucho. Tengo responsabilidad como director con distribuidores internacionales. Buscaría una plataforma de streaming para que se pueda ver en Venezuela y no afecte la taquilla en otros países. Muchos de los seguidores en redes sociales son venezolanos, pero ellos no saben que el filme tiene alegorías políticas. Nadie lo sabe.

Infeccion5

-¿Tiene pensado venir al país?

-No tengo pasaporte. Tengo dos años esperando pasaporte en México.

-¿Por qué eligió México como destino?

-Cosas de la vida. Alguien me presentó a un productor y gracias a él pude terminar la película. Hay varios coproductores.

-¿En qué países se proyectará Infección?

-Bolivia, Guatemala, Perú, Paraguay, Colombia, Chile y creo que tenemos una presentación en Argentina. También está Estados Unidos, Japón, Vietnam, Corea del Sur. Hemos tenido una ruta de festivales importante.

-¿Anteriormente tuvo problemas con instituciones del Estado durante la realización de otros trabajos?

-Nunca. No más que cualquier otro venezolano normal.

Infeccion4

-¿Hay algún equipo legal en Venezuela que lo asesore en este proceso?

-Tengo un abogado en México especialista en propiedad intelectual. También tengo una persona en Venezuela especialista en derecho jurídico y propiedad intelectual. También me asesoran ex funcionarios del CNAC sobre el tema de desarrollo y consultoría jurídica. Me dicen que todo lo que está ocurriendo es ilegal. Si la película tuviera algo ilegal, no estuviera en tantos países.

-¿Cómo te sientes con lo que ocurre?

-Frustrado y cansado. Son muchos meses peleando. Es un insulto a la inteligencia. Es muy arrecho cuando se pierde la libertad de expresión. Es doloroso que te censuren una película por la que has trabajado cinco años.

 

Artículo tomado en cuenta para la denuncia del cineasta

Artículo 42. Serán certificadas como nacionales, las obras cinematográficas de carácter no publicitario o propagandístico que reúnan los siguientes requisitos:

1. Director venezolano o extranjero con visa de residente en el país.

2. El guión, adaptación, argumento, guión literal, diálogos o guión técnico sea de autor venezolano o en su mayoría venezolano, o extranjeros con visa de residente en el país. El Comité Ejecutivo, por vía de excepción, podrá exonerar el cumplimiento de este requisito.

3. La versión sea en español o lengua indígena. El Comité Ejecutivo, podrá eximir el cumplimiento de este requisito.

4. El Centro Nacional Autónomo de Cinematografía (CNAC), deberá exigir además de los requisitos a los que se refieren los numerales anteriores, el cumplimiento de una o varias de las condiciones siguientes:

a) Los costos de producción serán financiados en proporción no inferior al cincuenta y uno por ciento (51%) por capitales nacionales.

b) El cincuenta por ciento (50%) del tiempo de rodaje requerido para la realización de la obra cinematográfica se ejecute en el país.

c) La mitad de los protagonistas y de los papeles principales y secundarios sean interpretados por actores venezolanos o extranjeros residentes en el país.

d) La mitad del personal técnico sea de nacionalidad venezolana, o extranjeros residentes en el país.