Dólar se precipita después de rozar los 80 mil bolívares ¿Qué está pasando?

Analistas indican que esta caída en el tipo de cambio puede estar relacionada con una inyección de euros a la banca nacional por parte del Banco Central de Venezuela (BCV).

Tras el fuerte repunte del precio del dólar en los primeros días del año, la volatilidad del valor de la moneda continúa, esta vez a la baja y en picada. El paralelo cerró en un promedio de 61 mil bolívares por dólar.

En la primera semana del 2020 las alarmas se encendieron cuando el bolívar sufrió una depreciación de 30% frente al dólar, hasta llegar a rozar los 80 mil bolívares por dólar. Sin embargo, la fiebre a la alza no duró mucho tiempo. La cotización del dólar acumula dos días en caída.

¿Qué está pasando?

En una semana el dólar pasó de 56.122 bolívares (cierre 2019) a 79.103 (6 de enero), reportando así una subida de 29% en solo una semana. Sin embargo, la subida piso freno.

Ya para la segunda semana esta alza se desaceleró 22% en comparación con su punto más alto, justo cuando la actividad económica empieza a reactivarse luego de la temporada decembrina. Para el momento de redacción este se ubica en 61.377,71 bolívares. Una caída de 22,4%.

¿Por qué el dólar está cayendo?

La semana pasada, el economista Asdrúbal Oliveros sugirió que el alza registrada en los primeros días del año responden a una gran emisión monetaria de bolívares a través del petro. No obstante, indicó que sería necesario observar el comportamiento del mercado esta semana cuando los oferentes habituales reanudaran sus actividades.

Por otro lado, analistas indican que esta caída en el tipo de cambio puede estar relacionada con una inyección de euros a la banca nacional por parte del Banco Central de Venezuela (BCV), lo cual podría atender a la demanda. Sin embargo, la cantidad de euros que se inyectaron aún se desconoce.

Durante las últimas 24 horas, el valor del dólar cayó 13%, pasando de 71.158,33 a 61.377,71 bolívares.

La inyección de euros a la banca nacional ha sido una estrategia utilizada por el BCV para tratar de estabilizar el tipo de cambio desde finales del año pasado y es probable que la autoridad financiera siga haciendo uso de este recurso para intervenir el mercado cambiario y tratar de controlar la hiperinflación.

Sin embargo, el diputado y economista Ángel Alvarado  señala que la inyección de dinero por el petro puede desatar un aumento hiperinflacionario similar al del 2018.