<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Expolicía que violó a más de 50 víctimas se declaró culpable a los 74 años

Un asesino en serie, que aterrorizó California por una década entre 1975 y 1986, se declaró culpable de 13 homicidios y numerosas sádicas violaciones, y pasará el resto de su vida en prisión

Un asesino en serie, que aterrorizó California por una década entre 1975 y 1986, se declaró culpable este lunes 29 de junio de 13 homicidios y numerosas sádicas violaciones, y pasará el resto de su vida en prisión.

Joseph James DeAngelo, de 74 años, pasó horas escuchando la larga lista de cargos que le imputaron los fiscales de seis condados, que leían en detalle en una sesión que se realizó en un salón en la Universidad de Sacramento debido al coronavirus.

«El asesino de Golden State» (asesino del estado dorado, como se denomina a California) escuchaba con la mirada perdida y se limitaba a responder «culpable» con una voz frágil, cuando el juez Michael Bowman le preguntaba cómo se declaraba, y «lo admito» a los detalles de los crímenes.

«La corte acepta todos las declaraciones y admisiones», dijo al terminar la audiencia el juez, que lo sentenciará oficialmente el 17 de agosto.

Los repulsivos relatos tenían mucho en común: el hombre enmascarado que atacaba de noche con un cuchillo al cuello a sus víctimas, a quienes inmovilizaba con cordones antes de violarlas repetidas veces, muchas veces con sodomía, frente a sus parejas y a veces tomando recesos para comer.

Una de las mujeres que atacó estaba embarazada; a las que tenían hijos, los encerraba en el baño.

«Bye, bye»

DeAngelo llevaba traje de presidiario y un protector facial de plexiglas por la pandemia.

La fiscal Amy Holliday dijo que DeAngelo y su defensa habían acordado declararse culpables de 13 cargos de homicidio en primer grado y 13 de secuestro, y el estado estaba preparado para eliminar la petición de pena de muerte, a cambio de 11 cadenas perpetuas.

«Los familiares de las víctimas de asesinato han esperado durante décadas justicia para sus seres queridos, las víctimas de agresión sexual han esperado décadas por justicia», dijo.

Resolver el caso «en este momento» permitiría a las víctimas restantes y a las familias «escuchar al acusado admitir que cometió estos actos y crímenes».

Víctimas y familiares podrán hacer declaraciones el día en que sea sentenciado. Entre tanto, seguirá en custodia del sheriff sin derecho a fianza.

«¡Bye, bye!», «chao, chao», gritaron algunas víctimas y familiares al terminar la audiencia.

DeAngelo, un expolicía, veterano de guerra y meticuloso asaltante enmascarado, también fue llamado «East Area Rapist» (violador de la zona este) y «Original Nightstalker» (primer acosador de la noche).

Pasaron 32 años hasta su captura en 2018, luego que los investigadores compararan el ADN recogido en la escena de un crimen con perfiles disponibles en sitios web que analizan muestras genéticas de gente que quiere saber sobre su ascendencia.

Explorando árboles genealógicos, los investigadores dieron con DeAngelo a través de familiares lejanos.

Esa pista los llevó a la casa de un hombre mayor, que vivía en un suburbio de la capital del estado, Sacramento, área en la que se cometieron muchos de los ataques y donde vivió 20 años. Y tras corroborar una muestra con el ADN hallado en la basura, fue detenido.

«Cada vez que escapó, escabulléndose silenciosamente en la noche, dejó comunidades aterrorizadas por años», dijo el fiscal adjunto de Sacramento, Thienvu Ho.

Más de 50 violaciones

DeAngelo –que fue despedido en 1979 del departamento de policía de Auburn, California, por robo– había trabajado hasta 2017 como mecánico de camiones en el almacén de una cadena de tiendas de comestibles a las afueras de Sacramento.

Inicialmente fue acusado solo del homicidio en 1978 de Brian y Katie Maggiore, una pareja de recién casados que fueron asesinados a tiros en el suburbio de Rancho Cordova, mientras paseaban a su perro.

Las autoridades han vinculado el ADN de DeAngelo y otras pruebas a más de 50 violaciones y 150 robos.

Muchos de esos crímenes ya prescribieron, pero la fiscal Holliday dijo que bajo el acuerdo, el acusado había acordado «admitir» todos los delitos que se le atribuyen.

Los ataques de los que se le acusan comenzaron en 1975, inicialmente en Sacramento, antes de extenderse por todo el estado. El último crimen que se le atribuye fue en 1986 con la violación y el asesinato de una chica de 18 años.

Falleció por COVID-19 el diputado zuliano Hernán Alemán

Acusado, entre otros cargos, por traición a la patria, conspiración e instigación a la insurrección, el legislador Hernán Alemán se encontraba en el exilio. Informó en junio sobre su contagio con el coronavirus y hoy se dio a conocer la noticia de su muerte en Bogotá