Newsletter

Recibe nuestro Newsletter con lo mejor de El Estímulo en tu inbox a primera hora cada día.

SÍGUENOS

La proclama libertaria: #YoSoyVenezuela

gifenbaja
04/07/2017

La resistencia salta desde lugares diversos. En las redes sociales se asoma una iniciativa que impele un llamado de paz, libertad y democracia. Personalidades locales reconocidas en el mundo se suman a la campaña audiovisual #YoSoyVenezuela. Es la unión de doce voces para que la comunidad internacional vuelque sus ojos en Venezuela, asolada por la represión de Nicolás Maduro

Poco antes de la conmemoración del 5 de julio, día de la declaración de la independencia, un clamor resonó en las redes sociales —también de libertad 206 años después. El hashtag #YoSoyVenezuela comenzó a replicarse en la red con un video en el que participan grandes personalidades criollas de diversas áreas. Artistas, científicos, intelectuales, deportistas y emprendedores convergen en un llamado de cambio.

La campaña audiovisual nace de la mano del creativo Marco Durant y del periodista Gil Molina, quienes actúan como directores. “El país nos necesita. Todos queremos hacer algo para aliviar o cambiar nuestra situación. Algunos entregan comidas, otros marchan, pero yo como periodista, y muchos amigos míos también, buscábamos responder a la interrogante qué puede hacer uno desde su propio medio”, explica Molina. Como comunicadores decidieron valerse de las palabras y las imágenes. Durant en Londres y Gil en Caracas comenzaron a comunicarse con gente exitosa desperdigada por el globo. “Decidimos que debíamos hacer un llamado a la comunidad internacional. Que se sepa lo que realmente pasa en el país”, añade.

En Tokio, Londres, Nueva York, Los Ángeles, Houston, Washington, Miami, Torino, Berlín, Barcelona, Milano, Ciudad de México y Caracas se grabaron las declaraciones de varios venezolanos influyentes en sus áreas. En el video se habla sobre la crisis sociopolítica. Estas caras famosas instan al resto del mundo. “Decidimos buscar estos nombres porque no es lo mismo que lo diga uno a que lo diga alguien como Soledad Bravo”, explica Gil.

Comenzaron las llamadas. Algunos rechazaron, otros no respondieron, pero fueron muchos los que quisieron sumarse. Fue un esfuerzo titánico lograr reunir en un mismo video al músico Devendra Banhart; al artista plástico Arturo Herrera; al médico y científico José Esparza; al poeta Rafael Cadenas; a la pianista Gabriela Montero, al cantautor Ricardo Montaner; al beisbolista Omar Vizquel; al presentador de televisión Jason Silva; a la chef María Fernanda Di Giacobbe; al futbolista Tomás Rincón; a la curadora y diseñadora Marva Griffin; al cineasta Lorenzo Vigas; a la cantante Soledad Bravo; a la emprendedora y filántropa Carmen Busquets y a la diseñadora Carolina Herrera.

Sin embargo, no fueron los únicos. Se añaden al equipo un grupo de periodistas y creativos, incluyendo a Verónica Ruiz del Viso y Yubirí Arraiz. “Sin un centavo pudimos construir esto. Cada una de las personas que nos ayudaron lo hizo sin esperar nada a cambio. Profesionales prestaron su tiempo y sus equipos desde distintas ciudades para aportar al proyecto”, explica Gil.

A pesar de ser un proyecto complicado, la necesidad de informar al extranjero de las carencias, violencia y atropellos que sufre el país privó. “Me sorprendió que todos, incluyendo a las estrellas, nos agradecieron que los incluyéramos. No pasó como suele suceder que es uno quien agradece, aquí fue al revés. Todos se sintieron muy conmovidos. Les duele lo que está pasando”, asegura.

Yo Soy Venezuela apenas comienza. Este es el primer video, un pinito.  Los siguientes mensajes buscan realizar una exhortación interna, asoma Gil. Sin embargo, asegura que el propósito no es hacer un comunicado proselitista. “Es imposible desligarse de la connotación política que envuelve la crisis”. Buscan, en cambio, mostrar otra cara del mismo país, “de esa otra Venezuela que es positiva”.

La campaña, desde su nombre, es un recordatorio de unidad, de amor. “Nos han dado a entender que somos una pequeñita parte del país. Yo me reconozco como venezolano desde lo bueno, no desde lo malo. Somos gente valiosa, no somos el reflejo de los ineptos que nos gobiernan”, sentencia. Yo Soy Venezuela se presta como un espacio en el que distintas voces se alcen para denunciar pero también para recordar lo bueno de la nacionalidad. “Buscamos que todos griten desde afuera el llamado a la libertad. Esa que perdimos pero vamos a recuperar”, finaliza.