<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

FOTOS | Desde las 5:00 am permitieron el paso por la frontera este domingo

La gente llegaba en grupos en autobuses alquilados o colectivos. Los oficiales daban prioridad a mujeres embarazadas y con niños, mientras que las personas en cola cedían el paso con entusiasmo y solidaridad.

FOTOS | Desde las 5:00 am permitieron el paso por la frontera este domingo

Las autoridades migratorias y la Guardia Nacional abrieron este domingo el paso peatonal, a través del Puente Internacional Simón Bolívar, una hora antes de lo previsto.

A las 6:30 am la cola se extendía a lo largo de la avenida Venezuela, desde la aduana principal hasta la redoma, un trayecto de aproximadamente 8 cuadras. A las 7:00 am, la cola había sido desviada a las pequeñas calles laterales para no obstaculizar el tráfico.

A diferencia del domingo pasado, la dinámica se llevó a cabo de una forma más organizada y se amplió el tiempo de ingreso, hasta las 5:00 de la tarde, y el retorno, hasta las 8:00 de la noche.

La gente llegaba en grupos en autobuses alquilados o colectivos. Los oficiales daban prioridad a adultos mayores, mujeres embarazadas y con niños, mientras que las personas en cola cedían el paso con entusiasmo y solidaridad.

Hasta las 9:00 de la mañana, ya habían cruzado unas 10.000 personas.

«Tengan calma»

«En mi barrio nos organizamos y alquilamos un autobús», explicó un empleado de Makro San Cristóbal, quien reveló que la empresa había adelantado las utilidades a los trabajadores para poder comprar en la frontera.

Lisbeth Carolina, madre y emprendedora de Palotal, opinó que la situación era «humillante» y lamentó que antes se pudiera pasar sin ningún tipo de restricción.

Contó a El Estímulo que actualmente se dedica a hacer pasteles y casi todos sus ingredientes provienen de Colombia. Afirmó que en donde vive las autoridades ofrecieron repartir bolsas de comida a través de los Comité Locales de Abastecimiento y Producción, a Bs 7.500.

«Se supone que las iban a repartir el martes pero las dejaron para el domingo para que la gente no cruzara. Yo prefiero cruzar, esa bolsa no alcanza para nada», manifestó.

El trayecto de la redoma al puente fueron aproximadamente 40 minutos de cola, la cual llegaba hasta el cementerio de San Cristóbal, ubicado a unas 10 cuadras de la aduana principal.

Desde las 7:30 am, se formó un embudo muy fuerte frente al punto de control de la DIAN porque los funcionarios separaban a las personas y las ubicaban en dos carriles separados por barandas. Una tercera fila era para los ciudadanos colombianos. Las personas se aglomeraban y se empezaban a apretujar pese a las súplicas de las autoridades de inmigración, que pedían no presionar a los que estaban de primeros. «Aquí la gente se puede asfixiar, cuidado», solicitaba un oficial.

Los funcionarios colombianos culparon a las autoridades venezolanas de la desorganización inicial, sin embargo, el trato de todos los uniformados hacia los ciudadanos fue gentil y respetuoso. Luego de pasar el primer punto de control, las personas accedían a un área de 14 toldos dispuestos a lo largo del puente donde personal de inmigración, apoyado por la Secretaría del Norte de Santander, tomaba fotografías a la cédula de identidad utilizando tabletas.

El gobernador del Norte de Santander, William Villamizar Laguado, hizo acto de presencia en el punto de control y con megáfono en mano daba la bienvenida y exhortaba a la tranquilidad: «El ingreso se está haciendo de forma rápida, por favor tengan calma», dijo.

En el lugar también había personal de la Defensoría del Pueblo, Defensa Civil, de la Gobernación del Norte de Santander, así como uniformados de la Policía Nacional colombiana y el Ejército. Estos últimos recibían a los venezolanos estrechándoles la mano y se tomaban fotos con los niños.

Al mediodía, los funcionarios de la gobernación calculaban el ingreso de aproximadamente 80 mil personas, aunque admitieron que aproximadamente a las 8:00 am se suspendió el registro formal de personas, pues el colapso del puente obligó a las autoridades colombianas a dejar de solicitar la cédula.

Para permitir un mayor flujo de personas se removieron las barandas y se permitió el paso libre por el lado izquierdo del puente. Un funcionario declaró que al inicio de la jornada se estimaba el ingreso de 300 personas por minuto.

CruceCucuta2AHB-2

CruceCucuta2AHB-10

CruceCucuta2AHB-8

CruceCucuta2AHB-7

CruceCucuta2AHB-5

CruceCucuta2AHB-6

 

CruceCucuta2AHB-4

 

 

Andrea Hernández

Andrea Hernández

Andrea Hernández

Andrea Hernández

Andrea Hernández

Andrea Hernández

Andrea Hernández

Sábado «sorpresivo»

El equipo de El Estímulo pudo confirmar que ni las autoridades venezolanas ni las colombianas estaban restringiendo el sábado el paso peatonal hacia Colombia por el Puente Internacional Simón Bolívar, en San Antonio del Táchira.

La única documentación que se solicitaba para pasar hacia Cúcuta era la cédula venezolana, sin necesidad de tener la nacionalidad colombiana, lo que para algunos significaba que ya se había activado el corredor humanitario. 

Según testimonios recogidos en el lugar, los funcionarios colombianos permitieron la entrada libre de venezolanos a partir de las 9:00 am. A esa hora, las personas ya se empezaban a congregar frente a la aduana principal de San Antonio, preguntando a los oficiales de seguridad si era cierto que solo necesitaban la cédula.

CruceCucutaAHB-6

Aunque San Antonio amaneció este sábado con mayor presencia militar y una barrera provisional, apoyada en dos tanquetas antimotín, que bloqueaba la mayor parte de la entrada a la aduana (compuesta de dos canales para vehículos), los ciudadanos pudieron entrar a través de un corredor que se extendía del lado derecho de la avenida, custodiado por funcionarios de la Guardia Nacional.

En los puntos de control venezolanos, con presencia del personal del Servicio Administrativo de Identificación, Migración y Extranjería (Saime) y funcionarios de la Guardia Nacional, el tránsito de personas era fluido. A la mitad del puente, el puesto de la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales de Colombia (DIAN) solicitaba el documento de identidad, al que echaban una rápida mirada.

Barreras metálicas de la altura de una persona cubrían casi la totalidad del ancho del puente, con la excepción del tramo derecho donde los ciudadanos se organizaban en cola para poder entrar. Quienes pasaron temprano podían optar por tomar un autobús hacia la ciudad, con un costo de 1.400 pesos el pasaje, o un taxi en el que trasladaba a varios a 2.000 pesos por persona.

Del otro lado, era mayor la desinformación. Dentro de un autobús con dirección a Cúcuta se hablaba a través de la radio un supuesto «bloqueo militar» desde San Antonio, a lo que los pasajeros reaccionaron de inmediato. «Ese lo que está es mal informado», exclamó un señor entre risas.

Después del mediodía, la aduana colombiana se veía tranquila, con una mayor afluencia de personas. Pero en el puente se empezó a complicar el panorama. Cerca de las 2:00 pm ya se había formado un fuerte embudo de personas por el control de las autoridades colombianas.

CruceCucutaAHB-9

Una lluvia ligera pero constante se hizo presente. Los más prevenidos sacaron sus paraguas, mientras que a los demás no les quedó otra que empaparse con el aguacero, sin perder el puesto. En el lugar había bebés en coche, niños, personas en sillas de rueda y hasta mascotas.

«Yo tengo como 20 minutos. Hubiese pasado temprano pero es que no sabíamos, esto es sorpresivo», dijo una joven que quería cruzar a comprar algunos alimentos.

La impaciencia alcanzó su punto más álgido cuando algunos ciudadanos querían pasar las barricadas a empujones, mientras que otros aprovechaban para colearse. Esto provocó que las autoridades colombianas dejaran de pedir la cédula de identidad y los que estaban respetando el orden se alteraron.

CruceCucutaAHB-7

«Qué abran, qué abran», gritaba enardecida la multitud, mientras que la guardia colombiana exhortaba a los ciudadanos a respetar la cola. «Pedimos el mayor orden posible. Estamos apoyando el paso, les pido colaboración para que mantengan las filas y la seguridad», alertó un funcionario de protección civil de Colombia apoyado con un megáfono.

La gente gritaba «la cola, la cola, abusadores» a quienes intentaban, de alguna manera, acelerar su paso para cruzar la frontera.

CruceCucutaAHB-11

Volvió el orden…

Luego de unos minutos, se logró recuperar el orden. Los funcionarios de PC organizaron a los presentes en una fila que empezó a fluir con relativa rapidez e impidieron el paso a quienes se adelantaban con intención de colearse.

Las autoridades comunicaron más temprano a El Estímulo que la apertura era una medida de excepción solo por este fin de semana. Aunque inicialmente estaba previsto que el paso estuviera abierto hasta las 6:00 pm, el acceso se cerró poco después de las 4:00 pm. Solo se les permitió el cruce a las personas que portaban permisos especiales, como estudiantes y trabajadores, al igual que a los ciudadanos colombianos.

cierrefrontera1

Foto: Rosalinda Hernández

cierrefrontera

Foto: Rosalinda Hernández

El gobernador del Táchira, José Gregorio Vielma Mora, informó a los medios locales que los municipios de frontera, Ayacucho, García de Hevia, Pedro María Ureña, Bolívar, Capacho Independencia y Libertad  serían beneficiados con una jornada de articulación de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción.

El equipo de El Estímulo constató que, hasta los momentos, en San Antonio no han sido beneficiados con las bolsas de comida del gobierno, a pesar de haber sido cesados hace algunas semanas.

Desde la aduana colombiana, las autoridades fueron receptivas y amables con todos los que esperaban por la apertura del paso. Al principio, hubo cierta confusión, ya que no se sabía bien el por qué se estaba abriendo la frontera con un día de anticipación. Sin embargo, aclararon que no tenían ningún inconveniente con permitir el paso a las familias venezolanas.

 

c50a3a19-64d9-4371-9cc0-1190f2e41b38

«Evitar un show»

La frontera entre Colombia y Venezuela fue abierta por unas horas el domingo pasado, entre los puentes internacionales Simón Bolívar y Francisco de Paula Santander, donde unos 35.000 venezolanos, según cifras de la Cancillería colombiana, cruzaron para comprar alimentos y medicinas.

El pasado lunes, Vielma Mora declaró a la prensa que no habrían «repeticiones de ningún acción para poder dar el paso a Colombia» y que lo ocurrido el día anterior se permitió para «evitar un show» o «una riña».

Sin embargo, este jueves dijo que antes de darse la apertura el pasado domingo, solicitó junto al gobernador del estado occidental de Zulia, Francisco Arias Cárdenas, que se abriera la frontera.

CruceCucutaAHB-10CruceCucutaAHB-13 CruceCucutaAHB-12 CruceCucutaAHB-8 CruceCucutaAHB-5

CruceCucutaAHB-18 CruceCucutaAHB-16 CruceCucutaAHB-17

Academia de Medicina pidió a EEUU vacunas para los venezolanos

El jefe de la diplomacia de Estados Unidos designado para el país, James Story, recibió una comunicación de parte de la Academia Nacional de Medicina en la que se solicita que Venezuela sea incluida en la lista de países latinoamericanos que podrían recibir donaciones de vacunas contra la covid-19