<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

7 tipos de amigo secreto

Se acerca navidad y con ella, los intercambios de regalo como manera de compartir entre amigos, colegas o familiares. En el popular Amigo Secreto, hay personajes clásicos ¿Cuál eres tú?1) El pichirre: nunca da un regalito para despistar y, al final, da un obsequio poco representativo o que no vale el monto establecido. Suele desilusionar a su amigo y convertirse en la historia que todos los años contará para recordar su mala experiencia.

7 tipos de amigo secreto

2) Don Regalón: suele ser el más fajado, quien decora sus tarjeticas, cambia la letra para no ser descubierto y además se destaca por dar un buen regalo.

3) El de la mala suerte: No pega una y todos los años le regala el pichirre o le dan un regalo que no le gusta. Tira la toalla, prefiere no participar pero, siempre por presión de los amigos, termina siendo parte del juego.

4) El curioso: quiere estar en todo y saber a quién le regala cada participante. No puede esperar hasta el día del juego ni seguir las normas que hacen del intercambio una dinámica divertida… ¡Siempre hay uno o más!

5) El que se delata: Disimular no existe en su mundo. Mucho menos procura dejar sutilmente el regalo para despistar o dejar de escribir script para hacerlo cursiva y así no levantar sospechas. Apenas abre el papelito pone caras de alegría o de fastidio.

6) El que dice a quien le regala: Para este personaje la gracia del juego es recibir el regalo, así que no se da mala vida por ocultar a quién le obsequia. Incluso hace encuesta entre los participantes para tener opciones de regalo o pregunta: ¿Qué crees quiera fulanito?, ¿Sabes qué talla es él?, ¿Le gustará a menganito un chocolate o una chupeta?

7) El que manda a otro a comprar: Siempre hay quien delega en la mamá o la pareja para que le compre el regalo porque no le da tiempo o porque dice que no tiene buen gusto, o no sabe qué podrá gustarle o quedarle. Al final entrega un regalo sin siquiera saber qué hay en su interior y se lleva los créditos del obsequio.