<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Pomar hace mediodías diferentes con catas de vinos

Club Pomar ideó una nueva experiencia para conocer y disfrutar sobre vinos, una cata al mediodía guiada y armonizado con productos venezolanosPomar es la división enológica de Empresas Polar, y la primera productora de vinos venezolanos. Tiene su viñedo en Carora, en el estado Lara, está operativa desde 1985 y actualmente tiene en el mercado 13 etiquetas.

Pomar hace mediodías diferentes con catas de vinos

Para hacer los mediodías diferentes, Pomar, a través de su Club Pomar que se encarga de difundir la cultura enológica, ideó una nueva experiencia: catas guiadas y armonizadas con delicatesses locales, para acercar el vino a los venezolanos sin interrumpir la rutina y a un costo accesible.
La iniciativa de estas catas fue de Johana Impagnatiello, coordinadora de Mercadeo Directo de Bodegas Pomar, y pensadas para quienes, en su hora de almuerzo, quieran hacer algo distinto. Pueden ir solos, con pareja, amigos o en grupos empresariales. Pueden sustituir al almuerzo pues las porciones de los alimentos son generosas. Y no es obligatorio ser miembro del Club Pomar.
Al participante se le recibe con una copa de frizzante y tequeños, para dar frescura mientras se completa el grupo. Luego inicia con un recorrido por tres vinos jóvenes de Pomar, con explicación sobre ellos por parte de Johana, y también una breve charla de los proveedores, que varían en cada cata. En la ocasión que reseñamos participaron Bufalinda, con 30 años de fundada; Charcutería Tovar,
Esta vez, el blanco armonizó con bocconcini y una burrata rellena de crema agria de Bufalinda, queso madurado de xxx y pan de orégano y parmesano, de sabor suavizado, de four Hands Cooking.
cata pomar vinos
«Queremos destacar el potencial de los vinos jóvenes Pomar 2017. Empezamos con un blanco, ensamblaje de cepas Chenin Blanc, Malvasía y Macabeau, con intenso aroma a frutas, especialmente de hueso, y mucha frescura. Un vino blanco debe ser ligero», describe Johana.
Como introducción al rosado, se derrumban los mitos que rodean este vino cuyo proceso es aún más complejo que el de otros colores porque debe tener la profundidad del tinto y la frescura del blanco.
«La falta de conocimiento hace que los vinos rosados se aprovechen menos de lo que se debería. Puede acompañar paellas, mariscos, carnes, ser un vino de verano. Es mucho más versátil que otros», dice Johana.
El vino rosado es del color que su enólogo quiera. En el caso del Pomar 2017, tiende a ser más coral, y es una mezcla de Chenin Blanc, Malvasía y Tempranillo.  En la cata va con quesos madurados, salchichas de Charcutería Tovar tipo polaca, hecha con carne de res y de cerdo, y de cerveza con semillas de mostaza y un pan ciabatta de Four Hands Cooking para hacerse un sándwich.
El tinto, hecho con uvas Tempranillo y Syrah, presentó más carácter e intenso aroma a frutos rojos y tuvo compañeros sabores más complejos. Pan de masa madre, jamón selva negra y queso parmesano.
El postre se sirvió con espumante y fue un shot de pie de limón.
La premisa de Pomar es lograr un acercamiento con distintos tipos de vinos y sus armonías, con productos que, al igual que los vinos, son 100% venezolanos y de alta calidad. Todo en un lapso de dos horas, sustituyendo al almuerzo. La experiencia también puede ser contratado por empresas que quieran reconocer con algo distinto a sus empleados.
cata pomar vinos
La cata se realiza en las instalaciones del Club Pomar, en el centro empresarial Empresas Polar en Los Cortijos. Cuenta con estacionamiento cercano y traslado en autobús de la empresa. Como plus, ese día ofrece 20% de descuento en todos los productos de su tienda Pomar, al
lado del salón de cata.
La información para particiipar en las catas se puede obtener a traves de sus redes ClubPomar en Instagram. ]]>